148# Ojos violetas

Había una vez un castillo en lo más profundo de un oscuro bosque. De su interior salían unos gritos y unas risas malvadas. Allí vivía una hechicera que secuestraba a las niñas de los pueblos más cercanos. Un día, se llevó a la hija del alcalde y éste ofreció una gran recompensa a quien fuera capaz de acabar con ella y recupera a su querida hija. Movido por las riquezas que se ofrecían, un intrépido caballero errante de ojos verdes, se ofreció voluntario. Se adentró en el bosque y caminó con paso firme hasta la entrada del castillo. Desde allí gritó para que la temida hechicera se presentara ante él y así poder cumplir con el encargo. Pero cuando ésta salió del interior, el caballero se quedó prendado de su belleza y del misticismo que irradiaban sus ojos violetas. Ella conocedora de sus encantos, en vez de acabar con su vida le ofreció ser su compañero y guardián.

—Acepto —anunció el caballero con un brillo en sus ojos violáceos.

 (Debían aparecer las palabras: ojos verdes)

Anuncios

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s